10 agrupaciones que dejaron huella en el Festival Hell And Heaven

Fueron más de 24 horas de Rock y Metal que la ciudad de México vivió el 4 y 5 de mayo; el festival de música extrema que congrega en solo dos días a más de 150 mil asistentes volvió a la vida con bandas top del Hard Rock y Metal mundial como Judas Priest, Megadeth, Scorpions, Ozzy y Deep Purple.

A pesar que los predictores del clima afirmaron que los días del festival iban a estar llenos de lluvia, la asistencia al autódromo de los hermanos Rodriguez no se redujo, ya que las ganas de asistir a un evento musical de la talla de Wacken Open Air o HellFest se sintieron en la atmosfera rockera y dejaron momentos inolvidables para los asistentes y la historia de la música en América Latina.

El primer día fue inundado con la lluvia en el escenario True Metal desde el momento que los estadounidenses Testament iniciaron su presentación, esta agrupación hizo vibrar con su energía y rapidez a los asistentes con canciones como Practice What You Preach, Electric Crown, Into The Pit y Souls of Black. Como es costumbre Chuck Billy demostró su entrega a la audiencia y su increíble voz retumbo en casi todo el autódromo. Otro destacado fue el guitarrista Alex Skolnick, quien mantuvo a los asistentes electrizados con sus solos.

Luego hicieron presencia en este mismo escenario, los portugueses Moonspell, quienes deleitaron a los rockeros con su puesta en escena relacionada con el Metal Gótico. Fernando Ribeiro confirmó una vez más que puede generar sonidos guturales que calan en la audiencia para transportarlos a un mundo imaginario de oscuridad y sangre. Canciones como Em Nome Do Memo y Alma Mater fueron coreadas por gran parte de los asistentes. La lluvia no cesaba y los truenos hicieron parte del setlist junto con 9 canciones más.

El headbanging no paraba y la agrupación sueca Sabaton daba la energía necesaria para seguir en el calor de la congregación metalera. Swedish Pagans, Into The Fire y Hell And Black extasiaron a los asistentes, en especial a aquellos que veían a los suecos por primera vez. El vocalista y teclista Joakim “Jocke” Brodén fue el principal animador de la presentación, desplegó una buena técnica vocal y energía en el escenario, la cual contagió no solo a los asistentes, sino también a sus compañeros, en especial al recientemente incorporado Tommy Johansson.

Simultáneamente, en el escenario Corona Hell Stage, Deep Purple hacía gala de su experiencia de más de medio siglo, con la inolvidable demostración en el teclado de Don Airey, Ian Gillan, Roger Glover, Steve Morse y Ian Paice. Pero el que se llevó casi la totalidad de los aplausos fue el teclista, quien interpretó una parte de la cucaracha, canción tradicional mexicana. Posteriormente los asistentes vibraron con Perfect Strangers, Space Truckin´, Smoke On The Water y la sorpresa Hush.

La última banda del día fue Scorpions, los legendarios teutones hicieron un cierre inolvidable, con fuegos pirotécnicos y la perfecta puesta en escena de todos los integrantes; Rudolf Schenker, Klaus Meine, Matthias Jabs, Paweł Mąciwoda y MIkkey Dee. Iniciaron con una canción de su último álbum, Going Out With A Bang, la cual sirvió como calentamiento de las 15 canciones siguientes, pero las más destacadas fueron The Zoo, We Built This House, Wind of Change (Con una estrofa en español), Send Me Angel, Still Loving You y el cierre Rock You Like Hurricane.

Pero nadie esperaba el homenaje a Lemmy Kilmister con la canción Overkill en la voz de Klaus, seguido por el solo de batería de Dee, en este pequeño instante volvió a la vida Motorhead, un regalo para la historia del festival. Así terminó el primer día lleno de Rock y Metal.

El segundo día, comenzó con una de las bandas más subvaloradas del Heavy Metal, Saxon, los británicos derrocharon poder con el primer sencillo de su último álbum Thunderbolt, la canción homónima. Así poco a poco el público entraba en calor, y el riff de Power And the Glory entusiasmó a los asistentes, luego interpretaron The Secret of Flight, excelente muestra de su aclamado álbum lanzado este 2018. Pero el éxtasis llegó con Crusader y el homenaje a Motorhead con They Played Rock And Roll, pieza significativa no solo por Lemmy sino por ser una muy buena canción, llena de rapidez y poder. Pero no podían faltar 747 (Strangers In The Night), Heavy Metal Thunder, Wheels Of Steel, Denim And Leather y el cierre con Princess Of The Night. Definitivamente, una de las mejores presentaciones del festival.

 

Imagen oficial hell and fest facebook

Luego de un par de horas se presentó Gojira, la banda francesa de Death y Groove Metal, dejó una buena impresión, riffs cargados de poder y rapidez, sumados a la voz de Joe Duplantier. Pero solo interpretaron 10 canciones, de la cuales la mitad pertenecen al álbum Magma de 2016. Esta banda ha tenido un reconcomiendo importante en la escena del Metal, con un aire nuevo que innova al mundo del Metal Extremo.

Poco después, entró al escenario Heaven Marylin Mason, pero es mejor no hablar de ese paupérrimo concierto.

imagen oficial hell and heaven facebook

Ya entrada la noche, llegó el momento del Thrash Metal con Megadeth, lamentablemente en gran parte de la presentación la guitarra de Kiko Louriero no se escuchó, entonces por momentos fue un poco difícil apreciar la música de esta gran banda. Por lo demás, fue impecable su presentación, con Hangar 18, Wake Up Dead, She Wolf, Take No Prisoners, Tornado of Souls, Peace Sells y Holy Wars. Interpretaron dos canciones de su último trabajo Dystopia; The Threat Is Real y Dystopia. Se destacó el video que acompañó a cada una de las piezas mencionadas.

imagen oficial hell and heaven facebook

Ya casi cerrando el festival, apareció la legendaria banda de Heavy Metal, Judas Priest, con nuevo material de su álbum Firepower aumentaron el ánimo de los asistentes, las canciones fueron Evil Never Dies, Lightning Styrike y Firepower. Un muy buen trabajo que sea ha llevado excelentes impresiones de la crítica.

Sorprendieron que estuvieran el repertorio Grinder, The Ripper, Bloodstone, Tyrant, Saints In Hell y Sinner, ya que no son frecuentes en sus presentaciones, pero para los seguidores de la banda los trasportaron a los álbumes de los años setentas y al aclamado Scream For Vengance. El show como nos tiene acostumbrados, fue espectacular, desde la poderosa voz de Rob Halford, hasta los solos de batería de Scott Travis. Hizo falta en el escenario Glenn Tipton, y así la banda lo hizo saber en la canción Painkiller, ya que en uno de los solos de guitarra, Glenn hizo presencia mediante un video. Él hace parte de la banda a pesar de su enfermedad, y en gira es remplazado por Andy Sneap. De resto la presentación fue excelente, sumado con las pantallas que mostraron el álbum correspondiente de cada canción.

El cierre del festival no pudo ser mejor con Ozzy y Zakk Wilde, aunque el cantante es el principal, el guitarrista es pieza clave de la presentación, los solos que Zakk hizo son cargados de potencia y entrega al público, toco hasta con los dientes. El concierto inició con Bark Of The Moon, Mr. Crowley y I Don´t Know, luego para sorpresa de los asistentes, interpretó a dos clásicos de Black Sabbath, Fairies Wear Boots y War Pigs. La energía de Ozzy no paró hasta el final, solo clásicos de su discografía como Crazy Train, Mama, I´m Comig Home y Suicide Solution.

Zakk y la banda, interpretaron un mix de canciones sin la voz de Ozzy, con Miracle Man, Crazy Babies, Desire y Perry Mason demostraron una vez más el virtuosismo y el perfecto acoplamiento musical de la banda acompañante del vocalista de Black Sabbath. Faltaron canciones de sus últimos trabajos. Cerraron con Paranoid y fuegos pirotécnicos.

Al final del festival se recordó mediante imagenes a varios músicos de Rock y Metal fallecidos; Freddie Mercury, Dio, Clive Burr, Cliff Burton, David Bowie, Steve Clark, entre otros. Excelente festival, y esperamos que el cartel de 2019 equipare al de este año o lo supere.

imagen principal: página oficial de facebook hell and heaven

Deja un comentario