Héroes del Silencio
AVALANCHA
Consagración y disolución.

La primera mitad del siglo XX fue un período muy difícil de sobrellevar para la mayor parte de Europa debido a las guerras mundiales que devastaron naciones. España sufrió además una guerra civil seguida de una dictadura que duró 36 años hasta la muerte del dictador Francisco Franco en 1975. La monarquía española había sido ratificada por el dictador en 1969 designando a Juan Carlos de Borbón como sucesor, este a su vez cedió el poder a una junta de gobierno que termino controlada por los políticos de derecha, específicamente por el partido UCD (Unión de Centro Democrático) liderado por Adolfo Suarez.

Después de un duro y conflictivo proceso de transición que se extendió por 7 años, en 1982 se llevaron a cabo elecciones democráticas que fueron ganadas por el expresidente Felipe González representante del PSOE (Partido Socialista Obrero Español).

Durante esos primeros años de la década de los 80 se gestó en Madrid un movimiento cultural popular conocido como La Movida el cual incluyó representantes de diversas artes inspirados por la libertad. La sociedad estaba ansiosa de vivir y disfrutar del fin de la represión. Este entusiasmo se expandió por toda la península especialmente entre sus jóvenes.

 En todas las regiones de España aparecieron expresiones culturales en diferentes ámbitos. En la ciudad de Zaragoza se conformaron grupos musicales que iniciaban con el sueño de llegar a ser grandes algún día. Dentro de los más destacados estaban : ZUMO de VIDRIO liderado por los hermanos Pedro y Juan Valdivia y PROCESO ENTRÓPICO donde cantaba y tocaba el bajo Enrique Ortiz de Landázuri conocido más tarde como Enrique Bunbury.

Los dos grupos compartían escenarios en su ciudad y así se conocieron. En 1984 los Hermanos Valdivia invitaron a Enrique a unirse a su banda lo que él rápidamente aceptó. La dedicación de Bunbury a la escritura e interpretación vocal de las canciones hizo necesario el ingreso de un bajista que lo remplazara en esa labor y así fue como decidieron integrar a Joaquín Cardiel otro músico de la escena de Zaragoza. Un tiempo después Pedro Valdivia decide dejar el grupo para dedicarse a sus estudios de medicina y fue sustituido en la batería por el también Zaragozano Pedro Andreu. Así quedaba conformada la alineación definitiva de una de las mejores bandas de Rock en la historia de España.

De Izquierda a derecha: Joaquín Cardiel, Pedro Andreu, Enrique Bunbury y Juan Valdivia.

 La nueva sociedad musical empezaba a dar frutos gracias al aporte de sus integrantes, por un lado la destacada capacidad de Bunbury para escribir canciones con un sello muy personal inspirado por poetas y escritores de diferentes épocas y su admirable voz enriquecida por sus dotes histriónicas que llenan de carácter y expresión su interpretación. Por otro lado la destreza, la sensibilidad y el compromiso de sus compañeros de grupo que aportaban las ideas musicales y la destacable interpretación de sus instrumentos.

Su primer trabajo original fue una “maqueta” con la cual promocionaban su trabajo en las emisoras locales, esta incluía los temas Olvidado, Sindicato del riesgo, Héroe del silencio (después llamada Héroe de leyenda) y Hologramas.

Sus nuevas canciones distaban mucho de los temas con sus bandas anteriores así que decidieron dar un nuevo nombre al grupo y de mutuo acuerdo escogieron el nombre inspirado por una de sus composiciones: HÉROES DEL SILENCIO.

En una de sus primeras presentaciones siendo aún teloneros de grupos de mayor reconocimiento fueron vistos por Gustavo Montesano (productor y músico español), quien los recomendó con el sello EMI.

La disquera les ofreció inicialmente la grabación de  un EP de cuatro canciones las cuales se grabaron a finales de 1987 bajo la producción de Montesano. El disco fue lanzado como Héroes del Silencio y sus ventas superaron las 30.000 copias. El EP incluye las canciones que utilizaron en su maqueta promocional.

Así empezaba la carrera discográfica de un grupo que en menos de 10 años y con solo 4 álbumes LP de estudio se convirtió en una de las grandes bandas de la escena mundial. Admirados en Europa y en toda América.

La disquera decide grabar su primer LP en mayo de 1988, con el nombre de EL MAR NO CESA.

La producción estuvo a cargo de Gustavo Montesano y Roberto Durruty. La edición original consta de  11 temas donde se incluye la canción Héroe de leyenda.

 Este disco ha sido demeritado a lo largo de su existencia por la crítica, argumentando que su estilo es  excesivamente Pop. Para esa época los Héroes estaban muy jóvenes, rondaban los 20 años, era su primer LP y a pesar de su experiencia en tarima durante los dos años anteriores aún estaban en busca de su identidad musical. La grabación de un álbum implica un trabajo coordinado de composición, producción e interpretación. El resultado fue un disco de buenos temas, bien grabado, pero con arreglos orientados al mercado del momento y pensado para el gran público juvenil. El Pop Rock prevalece en la mayoría de las canciones, sin embargo el álbum, editado inicialmente en Vinilo y luego en CD, llegó a vender más de 150.000 copias.

En su Debut se reconocen varios rasgos musicales que terminarían haciendo grande a la banda: Sonido propio, letras poéticas, destacada interpretación instrumental en especial las guitarras de Juan Valdivia tanto acústica como eléctrica, una acoplada sección rítmica y el original y admirable estilo vocal de Bunbury.    

El músico y productor Phil Manzanera los contactó y les propuso producir su segundo LP. Ellos aceptaron y en un trabajo dedicado y en equipo grabaron, en 1990, el destacado y exitoso SENDEROS DE TRAICIÓN. Un disco mucho más maduro y elaborado que su Debut. Las letras se hicieron más poéticas y exploran diversos ámbitos de la existencia. El sonido mucho más fuerte y consolidado y su identidad más afianzada. El disco contiene 12 temas donde se encuentran: Entre dos tierras, Maldito duende, Senda, Hechizo y Con nombre de guerra.

Entre 1991 y 1992 se dedicaron a promocionar su disco con la gira Tour Senda haciendo presentaciones en España y varios países de Europa. Estuvieron en América e hicieron sus primeros conciertos en México, allí conocieron al guitarrista mexicano Alan Boguslavsky a quien más tarde invitarían a unirse al grupo.

Tras un breve descanso y una cantidad significativa de canciones en proceso deciden volver al estudio para grabar su tercer LP, EL ESPÍRITU DEL VINO. Phil Manzanera es de nuevo su productor y el encargado de la guitarra rítmica en las grabaciones que se llevaron a cabo a principios de 1993 en Gallery studios de Londres, la mezcla de sonido se hizo en los estudios Metropolis de la misma ciudad.

Las letras mantienen su carácter poético, simbólico, vivencial y existencialista, en algunos temas hay referencias específicas a poetas estigmatizados de otras épocas: Charles Baudelaire, William Blake y composiciones de inspiración oriental con influencias de misticismo budista.

 Es su obra más ambiciosa y extensa, 16 temas, editada originalmente en formato de Vinilo doble. Sin ser un álbum conceptual la obra entera está enmarcada dentro de una estética y un halo de misticismo oriental, los colores, los gráficos, los títulos de las canciones y algunas de sus letras lo demuestran. Los sencillos promocionales fueron: Nuestros nombres, La herida, La sirena varada y Flor de loto.

El espíritu del vino es uno de esos álbumes que vale la pena escuchar de principio a fin a pesar de su larga duración, está pensado para que sea así, contiene temas y secciones instrumentales que sirven de puente entre un tema y otro, es una obra que amerita dedicarle tiempo.

Una vez lanzado el álbum al mercado emprendieron una larga gira promocional que llamaron El camino del exceso, nombre de una de las canciones más representativas del álbum. La gira los llevó por varios países de Europa y América. Debido a la complejidad de algunos temas decidieron incluir en la gira al guitarrista mexicano Alan Boguslavsky.

Después de muchos meses de gira deciden darse un descanso y planear su siguiente álbum. En el otoño de 1994 se reúnen en un lugar aislado de los Pirineos Aragoneses. Allí toman decisiones importantes para su futuro, deciden dar un vuelco y cambiar de Manager, productor y estudio de diseño.

Contactan al reconocido productor de artistas británicos Bob Ezrin y bajo su dirección ponen en marcha la producción de su cuarto LP. En septiembre de 1995, después de tres meses de grabación, lanzan su último álbum de estudio, AVALANCHA. El álbum fue grabado en los estudios Soundcastle de Los Ángeles, California y publicado por la casa discográfica EMI.

Avalancha es sin duda el trabajo más Hard Rock de los Héroes del Silencio, su obra más profesional e internacional. Tiene un sonido muy maduro y consolidado.

El disco consta de 12 temas de los cuales fueron escogidos como sencillos promocionales: Iberia sumergida, La chispa adecuada y Deshacer el mundo.

El álbum comienza con un intro instrumental llamado Derivas de 1:00 minuto de duración, es un tema atmosférico en el que se escucha una guitarra apenas “acariciada” de forma lenta y repetitiva con un efecto de eco resonante, también hay un sonido percutido y voces lejanas, el conjunto sonoro, con evidentes efectos de estudio, crea un ambiente “gótico” con una atmósfera de misterio.

Inmediatamente se enlaza con el tema Rueda Fortuna, un Hard Rock vigoroso que inevitablemente evoca los sonidos rockeros de los años 70, inicia con unos acordes de guitarra eléctrica al cual le sigue la potente entrada de la sección rítmica, batería con “Bombos y platillos” y los acordes marcados del bajo que acompañan toda la canción sin dejarla caer un solo instante, un poderoso Riff de guitarra que se entrelaza con los versos y el coro de la canción, excelente tema que se convirtió en mi canción favorita de La banda. En el último tercio de la canción un solo de guitarra digno de las grandes bandas de Hard Rock.

El trabajo vocal de Bunbury es impresionante !! Con su voz grave de barítono expresada en forma natural con una perfecta dicción cantando sus característicos polisílabos de forma fluida.

Dime, acaso no todo tiempo futuro será mucho mejor? quien manipula las esperanzas en beneficio propio? y prohíbo la prestidigitación con la ilusión forastera, a las fuerzas que nos rodean no les ofrezco resistencia….

Deshacer el mundo es la tercera canción del disco, es un Hard Rock a medio ritmo que se mantiene a lo largo de su desarrollo, la banda sirve de telón de fondo a los versos cantados por Bunbury, es prácticamente un himno anarquista, tiene un coro muy cantable que se corea en los conciertos :

Te ha dicho que no mires atrás, porque el cielo no es tuyo y hay que empezar despacio a deshacer el mundo!!

Al final de la canción una sección instrumental, donde se aumenta el ritmo, con protagonismo de la guitarra de Valdivia y el coro remata la canción.

Iberia sumergida es un tema dedicado a su patria, a sus compatriotas, es un llamado al despertar, a la acción.

este es mi sitio y esta es mi espina, Iberia sumergida en sus rumores clandestinos. Formulas preguntas con semilla de respuesta. Y conozco cuál es tu camino de memoria. Descreo de la razón de la mayoría y sus abrazos propietarios sin salida….

La canción inicia con un efecto de sonido que supone la regulación de la amplificación de una guitarra eléctrica acto seguido se escucha el retumbar del bombo de la batería marcando el ritmo. Bunbury nos sorprende con unas ráfagas de aliento a través de su armónica mientras se incrementa el sonido de tambores. La banda se ensambla como un todo y se prepara para recibir la voz de Bunbury quien comienza cantando un par de versos alternando con la armónica, para el tercer verso sube de tono como preámbulo del coro que se canta luego a plenitud. Se retoma el ritmo inicial y se repite todo el bloque inicial con nuevos versos para terminar con el coro. En esta canción es relevante la presencia del “quinto héroe”, el mexicano Alan Bugoslavsky quien hace coros y toca la guitarra rítmica.

Bunbury siempre afirmó su complacencia por los intentos de interpretación que hacemos de sus líricas, pues ahí va una más, la canción que da nombre al álbum Avalancha, es un breve manifiesto hedonista y existencialista, nos reta a tomar las riendas de nuestras vidas liberándonos de cualquier responsabilidad distinta del uso del tiempo al servicio de nuestros propósitos y nuestra satisfacción.

La locura nunca tuvo maestro, para los que vamos a bogar sin rumbo perpetúo, en cualquier otra dirección con tal de no domar los caballos de la exaltación. La rutina hace sombra a las pupilas, que se cierran a los disfrutes que nos quedan…Avalancha, avalancha, avalancha, avalancha…

La canción inicia con una sección instrumental de la banda tocando en pleno, a ritmo lento pero denso, la voz de Bunbury entra suavemente cantando sus primeros versos, el tercero y cuarto verso van en crescendo hasta reventar en el coro que es la palabra avalancha pronunciada 4 veces. Se repite la primera sección con nuevos versos, hacen un interludio donde cantan en coro un par de versos que nos animan a la acción. La canción reinicia y hacen una sección final que tiene una frase digna de un epitafio:

…La muerte será un adorno que pondré al regalo de mi vida.

En brazos de la fiebre es un temazo por donde se mire. Contiene algunos de los versos más poéticos de toda su lírica.

…el paraíso es escuchar, el miedo es un ladrón al que no guardo rencor y el dolor es un ensayo de la muerte. En la piel de una gota mis alas volvieron rotas y entre otras cosas ya no escriben con tinta de luz.

La introducción es lenta con presencia de guitarra acústica y eléctrica lo que le da un cierto aire folk, la voz entra muy calmadamente y hacen las dos primeras estrofas, sigue el coro y vuelven a las estrofas, repiten el coro y termina la sección cantada, la guitarra eléctrica toma protagonismo y Valdivia hace un gran solo de guitarra que se extiende hasta el final de la canción. La sección rítmica hace un acompañamiento moderado a lo largo del tema sirviendo de fondo a la voz y las guitarras.

Parasiempre es puro Rock n´Roll, desarrollada a partir de un Riff potente que se hace mántrico al repetirse muchas veces a lo largo la canción alternando con los versos cantados que hablan de la imposibilidad de vivir algo para siempre.

La octava canción del disco es La chispa adecuada (bendecida 3). La canción tiene este subtítulo debido a que se considera parte de una trilogía que se inició en su álbum anterior El espíritu del vino donde están las canciones Bendecida y Bendecida 2.

Este es un tema suave en la mayor parte de su desarrollo que solo al final se rompe con una sección caótica instrumental con juego de voces. Es uno de los temas más producidos del álbum con la inclusión de nuevos instrumentos y efectos de sonido. A lo largo de la canción escuchamos un instrumento Indio de cuerda, teclados, instrumentos sinfónicos de cuerda, voces de personas que pasan por el lugar, todo esto sumado a los sonidos de guitarras, bajo y batería. Bunbury canta versos que hablan de despecho mientras se escucha el ensamble sonoro con un fondo de Pop rítmico.

Días de Borrasca (Víspera de resplandores), es la canción más afín a su generación, el tema más “alternativo” del disco, se aprecia una mezcla de sonidos muy particular, un intro de música árabe seguido de una guitarra eléctrica limpia que da paso a la banda en pleno con bajo, batería y guitarras distorsionadas. La voz de Bunbury también suena alterada, en esta canción solía utilizar un megáfono en sus presentaciones en vivo.

Morir todavía es, musicalmente, el tema más Pop del álbum (pero Power Pop),  la constante marcación fuerte del ritmo y la melodía de la canción en especial en el coro, lo hacen un tema muy alegre, muy cantable y apropiado para sus conciertos. El texto es otra cosa, pura poesía, todo un reto para el entendimiento.

…El corazón pasando un túnel, oscuro como un naufragio, morir todavía y no después, buscando sin remedio. No se puede encerrar el sol bajo una campana. No se puede aplazar la hora señalada.

Opio es “inevitablemente” un tema lento pero con toda la banda sonando al unísono. Es el recuerdo de una vivencia, de un sueño o solo imaginación??  Lo cierto es que describe diversas sensaciones y percepciones bajo el efecto de la sustancia en el cuerpo.

Es el opio la flor de la pereza, hasta que llego a ser solo existencia, el humo de leche muge lento, extendiendo el sabor del universo….

Coro: Las cosas más triviales se vuelven fundamentales eliminando los moldes de azar. Como se agita el viento sin alimento, escucha mi canto abierto de par en par.

 La canción, cantada por dos voces, una muy grave que se escucha detrás y la de Bunbury, más melódica y cercana,  mantiene el ritmo lento que solo se altera en el momento del coro que se canta de modo efusivo.

El último tema del disco es La espuma de Venus, una canción para cerrar, lenta, tranquila, un poco atmosférica. La letra es de nuevo un misterio. Habla de encuentros íntimos, de certezas, de dudas, de amores idílicos y de contradicciones.

La ficción es y será mi única realidad… (bis)

Con este excelente disco se dio por terminada la producción de estudio de los Héroes del silencio.

Además de sus 4 álbumes también han salido al mercado multitud de producciones discográficas  y audiovisuales entre las que encontramos: sencillos, el EP inicial, grabaciones en Vivo, recopilaciones, videos, conciertos, etc.

Quienes admiramos su música sentimos nostalgia y nos detenemos a pensar, como podría haber sido el sonido que nos ofrecieran en su quinto álbum?? Lo sabremos algún día?? Aparentemente la ruptura fue definitiva pero en 2007 se reunieron e hicieron una gira de la que se publicó un DVD que es un excelente registro de lo que es la banda en vivo.

Larga vida a todos sus integrantes y un saludo a toda la audiencia de a33revoluciones en el rock.

Edgar Villarraga Ardila

Edgar Villarraga

Amante del rock progresivo