Saxon,
la locomotora del Metal, cumplió en Bogotá

El día 5 de marzo de 2019 quedará en la memoria de la historia del Rock y Metal colombiano, ya que la legendaria banda de Heavy Metal Saxon hizo una expresión de poder en el escenario de la CUN.

Los ciudadanos de Barnsley, iniciaron el concierto con la canción Thunderbolt proveniente del último trabajo discográfico publicado en el 2018, el cual ha recibido excelentes críticas. Continuaron con otra pieza fantástica de su legado reciente, Sacrifice, esta abre el álbum homónimo, letra que hace referencia a los sacrificios Mayas. Ya con los motores calientes, la máquina, se devolvió en el tiempo 39 años, con su éxito Wheels of Steel, “Heavy Metal en su estado puro”. La carrilera cada vez más rápida y caliente, a este éxito ochentero se sumó Strong Arm of The Law y Denin and Leather, luego volvieron a su actualidad musical con una canción de 2015, Battering Ram, aquí la audiencia metalera pedía más y más velocidad de las guitarras, junto con la espectacular voz de Biff Byford.   

Tras seis canciones, la banda regresó a sus inicios con las dos canciones que inician su primer álbum, Rainbow Theme y Frozen Rainbow, las disfrutaron los fans más acérrimos de la agrupación. En seguida Byford preguntó a la audiencia cual canción querían escuchar, y de repente Saxon hace el cover de Chistopher Cross, Ride Like The Wind proveniente de uno de sus álbumes más comerciales, Destiny, los asistentes corearon a voz entera esta canción con coro pegadizo.

Luego, regresaron a sus inicios con Hungry Years, pieza del aclamado álbum Strong Arm of The Law de 1980. Inmediatamente, interpretaron uno de los sencillos del último álbum, el cual es homenaje a Motorhead, titulado They Played Rock and Roll. Este título se refiere a como Lemmy Kilmister llamó al género que tocaba con su banda. Emocionados los asistentes, la banda regresó a la década más exitosa de toda su discografía con 2 poderosas piezas; Power and Glory y 747 (Strangers of the Night), aquí las guitarras de Paul Quinn y Doug Scarratt parecía que sacaban chispas entre riffs y solos que recordaron la época dorada del Heavy Metal.  

Luego los asistentes se sorprendieron con un éxito de los años noventa, que el año pasado no interpretaron, Dogs of War, una canción con un tinte más denso que rápido, un éxito implacable de metal en la era del Grounge, que nos recuerda que en la guerra no gana nadie.

Ya entrando al final del concierto, Saxon retornan al lejano pasado con tres potentes e icónicas canciones del Metal; And The Bands Played On, To Hell and Back Again y Dallas 1 pm. La primera pieza musical mencionada, es el mayor éxito que la banda ha tenido a la fecha, la segunda, es la secundaria canción del lado A del álbum Strong Arm of The Law, y la última, es única en la basta discografía de la agrupación, porque habla del homicidio de Jhon F. Kennedy en la ciudad de Dallas a la 1 de la tarde.   

Luego repliegan al público con toneladas de poder, con el éxito llamado Lionheart de 2004, pieza que desde hace 5 años no se interpretaba de manera repetida como en la actual gira. Con solo una canción para llegar al encore, elevaron los ánimos con Crusader, canción icónica de las temáticas de la edad media.

Llegando a la parada final, la locomotora interpretó tres súper éxitos; Heavy Metal Thunder, Never Surrender y Princess of the Night, dos de estas hablan de máquinas poderosas como aviones y trenes. De esta manera y con el público pidiendo más, la banda finalizó su presentación con ovaciones a todos sus integrantes. Saxon con toneladas de poder le cumplieron a cabalidad al público bogotano.

Solo como recomendación a los organizadores del evento, es necesario agilizar la entrada al escenario y reservarse el derecho del ingreso a personas en estado alicorado y/o con efectos de consumo de sustancias alucinógenas.

Deja un comentario